Entrenar con amigos: mal

Entrenar con amigos: mal

Yo ya llegué a la conclusión de que no es lo mismo salir en bici a entrenar que a vaguear. Es posible ir en bici para hacer el vago. ¿Quién no tiene un colega que se gasta 2.000 euros en una bici sin saber que también hay que pedalear?. Pues siempre hay alguien así. Después te dicen que lo suyo es bajar, que subir no queda más remedio. 5e9f75f6e4286f94467809e33e50f49b Y suben, y entrenan por intervalos. Ya sabes, 60 segundos pedaleando y 60 segundos haciendo fotos para disimular el amago de infarto. Si es que así no se puede. Después te dicen que te dopas, que beber isotónicos es drogarse y que así vas mal. Mal, dice el tío que cuando llegó al final de la cuesta se saca el bocadillo de mortadela. Hombre no sé.

Lo que sí aprendí es que si necesitas mantener un físico o llegar a tu meta, no vayas en compañía a no ser que busquen lo mismo que tú. Si ya cuesta de por sí concentrarse en algo, si además la actitud no acompaña estás pedaleando hacia atrás y sin sillín.

Como a pesar de eso siempre es agradable pasártelo bien y que te graben si te pegas un hostión, lo que hago es primero salgo yo, hago mi circuito a un ritmo normal y después voy con el grupo, así no los agobio con mis ansias de sudar ni se cansan de no poder parar, y siempre es un poco extra más que hago, que es más que haber estado en el sofá reconociendo la élite que soy en bicicleta.

 

0 Comentarios

Dejar una respuesta